Soluciones Claro

¿Cómo optimizar tus computadoras?

Información para optimizar computadoras

¿Tu computadora tarda mucho tiempo en encender o se traba mucho? No te preocupes, hoy te daremos algunos consejos y recomendaciones para optimizar tu computadora. 

Antes de darte estas recomendaciones, es importante tomar en cuenta que el desempeño de tu computadora no solo tiene que ver con sus configuraciones y uso. Muchas veces tenemos una computadora que no tiene las especificaciones técnicas para poder llevar a cabo nuestras tareas o actividades diarias. Los aspectos más importantes de hardware para optimizar tu computadora son:

Memoria RAM:

Tener una memoria RAM grande o ampliar la que ya posee tu computadora (en los casos que sea posible) ayudará en gran medida a la velocidad de carga de programas y archivos.

SSD (Disco de Estado Sólido):

Este tipo de disco duro aumenta la velocidad con la que se accede a la información dentro de tu computadora, por ello es altamente recomendable.

Tarjeta Gráfica:

Por lo general, la mayoría de las computadoras traen una tarjeta gráfica estándar. Pero si trabajas en diseño gráfico o con altos contenidos visuales, es indispensable tener una tarjeta gráfica más potente.

Ahora bien, estas recomendaciones no significan que debas modificar el hardware de tu computadora. Hay algunas recomendaciones en la configuración que pueden mejorar el desempeño. Estas son algunos de los consejos:

Limitar los programas de arranque:

Siempre que encendemos nuestra computadora se abren algunos programas. En ocasiones y dependiendo de cuales sean estos programas, pueden hacer lento el proceso de arranque. Se recomienda que puedas limitar dichos programas para tener únicamente los indispensables. Abre el administrador de tareas, presiona “Más detalles”, luego en la pestaña de “Inicio”, selecciona las aplicaciones o programas que no necesites de inicio y presiona el botón de “Deshabilitar”. OJO: Ten cuidado de no deshabilitar alguno de los procesos de inicio, te recomendamos solo deshabilitar los programas que identifiques o uses.

Particionar tu disco duro:

Este es un proceso un poco más complejo y requiere de cierta experiencia en informática. Básicamente consiste en dividir el espacio de tu disco duro en secciones específicas para ciertas funciones. Generalmente se asigna una porción del disco duro solo para el sistema operativo y programas instalados, y otra porción solo para almacenar archivos. Una analogía que sirve para entender este proceso es la siguiente: Imagina una biblioteca sin ningún tipo de organización, miles de libros desordenados en estanterías, te tomaría mucho tiempo encontrar un libro en específico, así ve tu computadora el disco duro normal. En cambio, si ordenas los libros por nombre en orden alfabético, el tiempo de búsqueda se reducirá mucho.

Tener un escritorio limpio:

No me refiero a tu escritorio físico, sino al de tu computadora. Usualmente cuando descargamos o guardamos algún archivo, lo más fácil es hacerlo en el escritorio, pero no es lo más recomendable, ya que todos los archivos que almacenes en el escritorio de cierta forma están “pre-cargados”, por lo que consumirá recursos de tu memoria RAM. Te recomendamos crear accesos directos, de esa forma no se “pre-cargará” el archivo.

Por: Tecki

Acerca de Claro Empresas

¿Qué tan útil te resultó la información?

Haz clic para dar tu calificación

Puntuación promedio 5 / 5. Conteo: 1

Sé el primero en calificar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *